Saltar al contenido

Cómo usar cristales curativos para la ansiedad

individualogist logo

A medida que el mundo se vuelve cada vez más acelerado e impredecible, más y más personas sufren el ciclo interminable de estrés y ansiedad. Según las estimaciones de salud mundial de la OMS, alrededor de 264 millones de personas en todo el mundo padecen trastornos de ansiedad. Ahora definitivamente hay cientos de formas diferentes de reducir la ansiedad, pero si está buscando usar las herramientas de la naturaleza, solo hay una cosa que puede probar: los cristales curativos. Desde celebridades de primer nivel hasta sus influencers favoritos, descubra por qué hay un número creciente de personalidades que eligen usar cristales para la ansiedad.

¿Qué son los cristales curativos?

Atrás quedaron los días en que los cristales estaban estrictamente asociados con la brujería y el misticismo de nicho. (¿Suena la bola de cristal mágica?). Hoy en día, la curación con cristales ha entrado en la corriente principal a medida que más personas descubren sus beneficios para nuestra salud mental y espiritual.

Los cristales curativos no son solo piedras o minerales aleatorios que se encuentran debajo del suelo de la tierra. Son gemas que poseen propiedades curativas que nos ayudan a recalibrar el flujo de energía de nuestro cuerpo. Cuando está demasiado abrumado por la energía negativa, los cristales curativos pueden ayudarlo a equilibrar sus frecuencias vibratorias. En general, los cristales curativos promueven la paz, la claridad y el espacio para la energía meditativa.

También se cree que los cristales tienen seres angelicales de luz detrás de ellos. Estos seres celestiales refuerzan el poder y la curación que ofrece cada cristal. Piense en ello como una conexión divina entre ángeles y cristales.

¿Cómo utilizo los cristales para la ansiedad y el estrés?

Úsalo, tócalo, míralo.

Lo mejor de usar cristales para la ansiedad es que esta práctica de adivinación es bastante sencilla. No existe una manera perfecta de hacerlo. Puede usar sus cristales como accesorios, colocarlos en su bolso o usarlos como decoración del hogar, y seguirán produciendo las mismas propiedades curativas que aliviarán su estrés. ¡Ni siquiera importa si realiza una meditación completa o simplemente toca brevemente su cristal para pedir orientación!

Lo que importa es que establezca las intenciones correctas antes de acudir a sus cristales en busca de ayuda. Crea un espacio y una atmósfera que acogerá la energía calmante que aporta cada cristal. Asegúrese de tener las condiciones perfectas para facilitar la curación en todos los niveles.

Comprensiblemente, puede ser bastante difícil para los principiantes saltar directamente a un estado meditativo cuando trabajan con cristales. Comience simplemente hablando con su cristal. Cuando sienta que su nivel de estrés aumenta, canalice su energía hacia su cristal y pronuncie palabras de afirmación. Puedes tocar tu cristal y decir cosas como

«Este va a ser un buen día».

«Estoy equipado para superar cualquier cosa que se me presente».

«Mi mente tiene más poder del que puedo reconocer».

Cuando se trata de curación con cristales, todo se reduce a las necesidades personales. No hay plantilla. Elija un método que funcione para usted y sus necesidades espirituales.

¿Qué cristales debo usar para calmar mi ansiedad?

Aunque cualquier cristal funciona bien con el estrés y la ansiedad generales, puede llevar su curación a un nivel superior utilizando cristales específicos para intenciones específicas. A continuación se muestran 12 cristales curativos que puede obtener para ciertas situaciones:

1. Ágata de encaje azul

El Ágata de encaje azul tiene que ver con la tranquilidad en medio de la tensión. Su tono azul claro seguramente te recordará la tranquilidad en situaciones llenas de presión. Por ejemplo, si siente que está luchando por comunicar sus emociones, este cristal le ayudará a aclarar tanto su mente como su corazón. También ayudará a descartar cualquier energía nerviosa que pueda tener.

2. Lepidolita

Si está luchando específicamente contra la depresión, la lepidolita podría ser el mejor cristal para usted. Contiene de forma natural litio que se utiliza en algunos medicamentos, especialmente los destinados a los trastornos bipolares. Este cristal emite frecuencias vibratorias que facilitan el equilibrio emocional. Si desea usar Lepidolite, es mejor colocarlo en el área de su pecho donde está su Chakra del corazón.

3. Selenita

La selenita contiene una poderosa energía limpiadora. Este cristal le ayudará a desintoxicar su espíritu de las capas de energía negativa que podrían haberse acumulado con el tiempo. Actúa como fuente de luz. Piense en la selenita como una estación de recarga a la que puede conectarse cuando las cosas se agoten. Este cristal es mejor para situaciones en las que necesitas soltar algo o alguien, cuando quieres tomar un descanso o cuando simplemente quieres sentirte renovado.

4. Cuarzo ahumado

Otro cristal que puedes usar para purificar tu energía es el Cuarzo ahumado. Ya sea que esté dejando de lado pensamientos, principios o recuerdos, este cristal lo ayudará a crear un espacio para otros nuevos y mejores. Puede actuar como el contenedor donde puedes tirar todo tu equipaje emocional con solo tocarlo y meditar con él. Algunas de las afirmaciones que puede utilizar son «Quita todos mis pensamientos negativos». “Líbrame de creencias que no me sirven ni a mí ni a los demás”. «Absorbe todos mis hábitos tóxicos».

5. Shungit

¿Sufre de ataques de pánico e insomnio? Intente meditar con Shungite. Como piedra curativa antigua, se cree que protege nuestros campos de energía de vibraciones no deseadas. También atrae paz y tranquilidad.

Otra propiedad notable de la Shungita es que este cristal nos protege de la frecuencia electromagnética (EMF). En nuestros tiempos, donde la tecnología está en su apogeo, tener algo que nos proteja de estas emisiones electromagnéticas es realmente beneficioso no solo para nuestra salud espiritual sino también para nuestro bienestar físico.

6. Angelita

Por el nombre en sí, Angelite está profundamente asociado con el poder de los ángeles guardianes. Cuanto más se conecte con este cristal, más podrá obtener una comprensión más amplia del universo. Es como si estuvieras cerrando la brecha entre el mundo físico y la dimensión celestial. Es mejor usar Angelite cuando se sienta solo. Este cristal emana energías de apoyo y tranquilidad.

7. Fluorita

Apodado como el cristal de aprendizaje, Flourite ayuda en la concentración y la coordinación. Nos estimula física y mentalmente para aumentar nuestra inteligencia y aumentar nuestra confianza en nosotros mismos. Este cristal también puede acelerar nuestra recuperación de lesiones, enfermedades o situaciones emocionales. Como Flourite se dirige principalmente a la mente, es el cristal perfecto para usar cuando te enfrentas a problemas de toma de decisiones.

8. Amatista

Si hay un cristal al que quizás quieras aferrarte cuando tus pensamientos están acelerados, es la Amatista. Este cristal puede brindar alivio instantáneo a la ansiedad y claridad a la mente. Cuando las cosas se pongan abrumadoras, agarra tu amatista y deja que su energía pacífica desplace todos los pensamientos negativos que tienes. Para conseguir su máximo efecto, puedes llevar este cristal como collar o pulsera. Mantenerlo cerca de usted le proporcionará una sensación de protección contra la ansiedad.

9. Turmalina negra

Otro cristal curativo eficaz para la ansiedad es la turmalina negra. Este cristal puede actuar como su «manta de seguridad», ya que se cree que succiona toda la energía negativa que pueda tener dentro. Durante un ataque de ansiedad, puede ofrecer estabilidad y equilibrio emocional instantáneamente. La turmalina negra también se puede utilizar contra las malas influencias que te rodean.

10. Ágata

Cuando sienta que se está descarrilando en la vida, puede recurrir a Agate para obtener orientación. Este cristal es perfecto cuando estás luchando por encontrar tu equilibrio. Sus propiedades curativas te conectarán a tierra y estabilizarán tu aura. También cura específicamente la ira y el odio desde adentro. El Ágata se trata de transformar toda tu negatividad en energía más productiva.

11. Ocean Jasper

Ocean Jasper se trata de nutrirse a uno mismo. Si está luchando con el cuidado personal, use este cristal para reevaluar sus necesidades personales. Te animará a mirar profundamente dentro de ti mismo y reconocer tus fortalezas, debilidades y todas las cosas que te faltan pero que necesitas. También estimulará su creatividad, compasión e imaginación. ¡Usa este cristal para impulsar tu viaje de amor propio!

12. Cuarzo rosa

El último en nuestra lista es este poderoso cristal. El cuarzo rosa es imprescindible, especialmente para aquellos que buscan amor incondicional. Cuando estés ansioso por si alguien te ama, este cristal te ayudará a abrir tu corazón a todas las posibilidades que pueda haber. Activa una energía amorosa pero comprensiva. También fomenta el perdón y la aceptación. El cuarzo rosa puede convertir fácilmente su ansiedad en energía llena de luz, ya que brinda paz general.

Al elegir el mejor cristal curativo para usted, debe considerar su mayor lucha en este momento. Desea enfocar sus desencadenantes lo más cerca posible para curarlos. Confia en tu intuicion. Vaya con el cristal que emite la energía que más resuena con usted.